¿Qué es?

Una familia de absorbentes carbonáceos altamente cristalinos y con una porosidad interna, altamente desarrollada.

Se caracteriza por poseer una cantidad muy grande de microporos (poros menores a 2 nanómetros de radio)

¿Para qué se usa?

El carbón activado es utilizado como agente absorbente para tratar envenenamientos y sobredosis por ingestión oral.

También es capaz de absorber cromóforos.

Actualmente se ha difundido su uso no profesional para blanquear los dientes.

¿Es tan milagroso?

La capacidad de absorción del carbón activo es incapaz de distinguir entre sustancias dañinas y beneficiosas, de manera que es posible que se termine bloqueando la absorción de determinados minerales, provocando un desgaste excesivo de la superficie del diente provocando sensibilidad extrema.

¿Cómo blanquea los dientes?

Por abrasión, no absorción, es decir, desgastando el diente, no mejorando su aspecto ni “limpiándolo” como conseguimos con un blanqueamiento profesional supervisado por un odontólogo.

Razones para no comprarlo

Sustancia muy agresiva.

Daña nuestros dientes.

Provoca sensibilidad.

No conocemos los efectos colaterales.

Es bastante más caro que la pasta dental de toda la vida.

 

Call Now Button